El Omega-3 reduce los triglicéridos y el riesgo de enfermedad cardiovascular

La American Heart Association (por sus siglas en ingles AHA) publicó un estudio reciente que dio evidencia de una clara reducción de los niveles de triglicéridos en pacientes que fueron tratados con 4 gramos de omega-3. Informe que abre una posible ventana terapéutica de bajo costo para tratar este mal, a su vez bastante accesible, sobre todo, si se mantiene una dieta adecuada (1).

pastillas de omega 3 para la salud cardiaca

Pero, antes de adentrarnos en estos nuevos hallazgos, conviene un poco explicar que es el omega-3 y como actúa en nuestro organismo.

El ácido graso omega-3 es en realidad un grupo de ácidos (alrededor de 6 tipos principales) que se encuentran especialmente en la composición de pescados grasos, como el salmón, aunque también se puede hallar en los frutos secos, el aceite de oliva, entre otros. Estos desempeñan varias actividades importantes de nuestro organismo. Sin embargo, la mayoría de las personas no llegan a consumir las cantidades suficientes de pescado para poder gozar de todos los beneficios del omega-3. Algo que si se puede hacer con el uso de suplementos recetados.

Volviendo a la publicación realizada por la AHA, la PhD. Ann Skulas-Ray, científica encargada de esta revisión para su publicación en la revista Circulation (editorial del AHA), dijo: “Nuestra revisión de toda la evidencia, en base a 17 ensayos clínicos aleatorizados, concluye que el tratamiento con 4 gramos de omega-3 puede ser efectivo y seguro, cuando se usan junto a las estatinas para reducir el colesterol…” (3, 4, 5).

¿Esto qué significa?, El omega-3 puede ser una terapia prometedora que debe ser utilizada junto a las estatinas para reducir los triglicéridos y el colesterol. No debe utilizarse un medicamento de Omega 3 por sí solo con este fin, ya que los estudios han probado su efecto como coadyuvante.

¿Por qué es importante controlar los triglicéridos y el colesterol?

Si eres una persona joven con un estilo de vida sano y sin complicaciones cardiovasculares, probablemente te preocupe poco la presencia de grasas en la sangre.

La realidad es que es importante prestar atención a tus niveles de grasas en sangre. Esto se debe a que las grasas, en formas de triglicéridos y colesterol LDL, tienden a afectar la salud cardiovascular de varias maneras (6, 7, 8, 9).

Siendo responsable de la formación de placas ateroscleróticas, las cuales son cúmulos de grasas que ocluyen las arterias, que en el peor de los casos conlleva a un infarto. Mantener un control sobre sus niveles con tu médico de cabecera te ayudará a evitar estas complicaciones graves (10, 11, 12).

Cambios en el estilo de vida y la dieta

La AHA, la ESC (European Society of Cardiology) y muchas otras organizaciones encuentran oportuno mantener un buen estilo de vida; la cual incluye actividad física, especialmente en lo que se refiere a cardio (13, 14).

Una alimentación balanceada y controlada, donde no se consuma en exceso aquellos alimentos ricos en grasas malas, es importante para la salud. La dieta debe proporcionar una buena carga de nutrientes, además, de los tan importantes ácidos omega-3 (15, 16).

Todo esto contribuye a reducir la posibilidad de sufrir problemas cardiovasculares o su reagudización.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba
Si desea utilizar la información proporcionada contacte con [email protected]
Cerrar