Calabacín: Beneficios, propiedades y usos

Si nos vamos a la parte estrictamente botánica, el calabacín es una fruta, pero si nos dejamos llevar por el uso que se le da, entonces se parecería más a una verdura. Lo cierto es que saber si se trata de una o de otra es interesante, pero no es lo más importante sobre el calabacín, sino las propiedades y beneficios que provee al cuerpo humano.

Tipos de calabacin

En este artículo veremos detalles muy valiosos sobre el calabacín gracias a la colaboración del fundador de farmacia Angulo. Se trata del farmacéutico y experto en nutrición humana y dietética, Alfredo Carpintero Angulo. Por ejemplo, veremos cuáles son sus efectos en el cuerpo y qué beneficios se pueden obtener gracias a él.

¿Qué es el calabacín?

El calabacín tiene el nombre científico de cucúrbita pepo. Su origen se atribuye a Norteamérica y forma parte de la familia de las calabazas. El fruto, la parte comestible de la planta, puede variar en tamaño y color. De todas maneras, según los expertos, se recomienda que no supere los 20 centímetros, para que pueda mantener todos los nutrientes necesarios.

En algunos lugares se pueden conseguir especies de color amarillo, aunque la de color verde es la más abundante. Su sabor puede ir entre dulce y amargo. Para que su cultivo sea exitoso, es necesario que haya un clima templado o frío.

Propiedades del calabacín

Muchas personas, incluidos nutricionistas de experiencia recomiendan el consumo de calabacín, principalmente por las muchas propiedades que posee. Entre ellas, la nutricionista Tatiana Zanin resalta las siguientes.

  • Coagulantes. Todos sabemos que el calcio ayuda a fortalecer los huesos, pero además de eso contribuye a mantener la sangre en un estado óptimo, evitando hemorragias.
  • Diuréticas. Debido a que más del 90% del calabacín es agua, contribuye a la eliminación de toxinas a través de la orina, la cual aumenta su frecuencia.
  • Reguladoras. Gracias a los elementos como potasio, sodio y fósforo, ayuda a mantener la realización de procesos necesarios en el organismo.
  • Inmuno protectoras. La formación de anticuerpos permite proteger el cuerpo. Y esto es posible con el calabacín porque posee vitamina B6.
  • Depurativas. Dentro de varias funciones, la pectina, presente en el calabacín, ayuda a eliminar las toxinas que se acumulan en el organismo.
  • Antiinflamatorias. Los carotenoides facilitan la eliminación de la hinchazón, sobre todo cuando aparece debido a la presencia de enfermedades, como la artritis, por ejemplo. 
  • Protectoras. El omega 3 es una sustancia que ayuda a eliminar los triglicéridos, entre otros elementos que afectan la salud cardiovascular.

Usos del calabacín

Hay muchas formas de consumir calabacín. Esta es otra razón por la que muchas personas la incluyen en su alimentación. Su versatilidad permite que se prepare frito, al vapor o al horno, siendo esta última una de las mejores opciones para aprovechar todos sus componentes.

En la página web de medline plus, portal informativo de La Biblioteca Nacional de Medicina, se pueden hallar recetas como la de Calabacín al horno con salsa de tomate. Es muy fácil de preparar y se pueden disfrutar de los nutrientes de este interesante vegetal.

Además, para sorpresa de algunas personas, se puede consumir crudo, incluso con la cáscara, sin que esto suponga ningún riesgo para la salud. 

Beneficios del calabacín

Son muchos los beneficios que aporta el calabacín a la salud. Entre ellos, podemos resaltar los siguientes.

Protege la salud ocular

El calabacín posee unos componentes llamados luteína y zeaxantina. Ambos juegan un papel esencial en la buena condición de la vista. El estudio Role of lutein and zeaxanthin in visual and cognitive function throughout the lifespan, destaca que estos elementos ayudan a prevenir la degeneración macular, la cual aparece conforme la persona va entrando en años.

De igual manera, el estudio Luteína: más que un simple filtro para la luz azul, publicado en inglés, señala la protección que brinda este componente a la vista, sobre todo ante el daño que puede causar el uso de medios digitales.

Mejora la salud ósea

Los huesos necesitan de diferentes nutrientes para mantener su buena condición. Entre ellos encontramos calcio, hierro y magnesio. Todos estos se pueden conseguir en el calabacín, por lo que su consumo regular contribuye a la buena salud ósea.

Previene el cáncer

Una de las capacidades del calabacín es la antioxidante. Esta cumple diferentes funciones en el cuerpo, siendo la de combatir el efecto de los radicales libres una de las más importantes. Gracias a ello, consigue proteger la condición de las células de todo el cuerpo. Por eso, también evita la aparición de sustancias cancerígenas, las cuales pueden afectar las células.

Protege el corazón

El calabacín ayuda al sistema cardiovascular de diferentes maneras. Entre ellas encontramos que reduce significativamente el riesgo de sufrir ataques cardíacos, debido al efecto regulador del magnesio. Además, evita que la cantidad de homocisteína se eleve, lo que podría llevar a padecer problemas cardiacos.

También se ha encontrado una relación directa entre este beneficio y la prevención de sufrir una ACV. En este punto queremos mencionar que, aunque, se puede preparar usando aceite, la recomendación es no hacerlo.

Riesgos y contraindicaciones del calabacín

María Carmen Japaz, nutricionista de mucha experiencia, señala que, si bien es cierto el calabacín es muy útil para la salud, también tiene algunos riesgos para la salud de las personas. Por ejemplo, los siguientes grupos no pueden consumirlo.

  • Alérgicos. Si una persona es alérgica al polen, podría experimentar una reacción alérgica al comer calabacín. Lo que se conoce como reacción cruzada. Por eso deben evitarlo.
  • Personas con problemas de colesterol alto. En caso de que estén usando medicamentos para disminuir el colesterol, no deben consumir calabacín durante el tratamiento.

Además, se debe consumir con moderación debidos a los efectos negativos que puede causar. Entre ellos encontramos los siguientes.

  • Problemas estomacales. Si se abusa del consumo de calabacín, pueden aparecer diarreas o dolores en la zona abdominal.
  • Problemas renales. Si una persona padece de problemas en los riñones, solo debe comer un poco de calabacín para evitar poner en riesgo su salud.

El consumo de calabacín en cantidades pequeñas contribuye de muchas maneras a la salud. En caso de alguna duda, se puede consultar a un médico nutricionista.

Deja un comentario