Árnica – Planta con increíbles beneficios, pero ¿Peligrosa?

El árnica es una planta utilizada en cremas y lociones que parecen ser efectivas para tratar la osteoartritis.

El árnica es una planta cuyos beneficios le han hecho ganarse el nombre de planta medicinal debido a que tiene posibles propiedades antisépticas, anti-inflamatorias, astringentes o anestésicas. Las partes que llegan a ser consideradas como beneficiosas para la salud son las flores, las hojas y el tallo subterráneo (rizoma). Sin embargo, estas no deben ser consumidas en exceso oralmente debido a que pueden producir toxicidad, solo se pueden consumir en cantidades mínimas, y cuyo origen sea de un proveedor de confianza para evitar complicaciones. Generalmente, se aplica sobre la piel para así aprovechar los beneficios del árnica de manera segura (1).

Beneficios de la Arnica
Si quieres aprovechar los beneficios del árnica medicinalmente se debe aplicar topicamente.

El árnica es una planta beneficiosa pero a su vez peligrosa

Si bien existen varias especies de plantas llamadas árnica, nombre que proviene de la zona donde crece, todas se caracterizan por pertenecer a la familia botánica de las Asteráceas, al igual que la achicoria, tusilago, alcachofa, entre otras. También se debe remarcar que existen tipos de árnica que son más toxicas que otras. A pesar de lo que se puede escuchar de esta planta, no debe ser ingerida en exceso debido a la existencia de personas que posiblemente han muerto de una falla hepática por su ingesta.

Si bien el árnica llega a ser considerada como tóxica cuando se ingiere en cantidades excesivas, existen productos tópicos (aplicados sobre la piel), como las cremas, geles, polvos, aceites y ungüentos, que tienen esta planta en su composición. Estos productos son utilizados tópicamente en personas que padecen dolor muscular, hematomas, inflamación, osteoartritis, entre otros. Se afirma que no debería existir ningún problema al usar esta planta tópicamente, excepto en personas que sufren de sensibilidad.

Los productos de esta planta son comunes de ver en botiquines de primeros auxilios y en gimnasios. Esto se debe a que se aplica inmediatamente después de una lesión, reduciendo significativamente la formación de hematomas. También es utilizado como un coadyuvante en el tratamiento de artritis, quemaduras, úlceras de eczema y acné, debido a sus propiedades antibacterianas y antiinflamatorias.

Compuestos del árnica

El árnica tiene diversos compuestos en sus flores, hojas y tallos subterráneos, principalmente se pueden mencionar los aceites esenciales, taninos y flavonoides. También contiene helenalina, una lactona que ha sido estudiada por su fuerte acción antinflamatoria, responsable del alivio que llega proporcionar esta planta al ser aplicado sobre las lesiones.

Estudios sobre los beneficios del árnica

Hinchazón y moretones después de la cirugía

Este es uno de los usos más comunes que se le da a planta del árnica. Si bien la evidencia no llega a ser concluyente, se tienen indicios de esta capacidad.

Una revisión hecha en el año 2016 a varios estudios, publicado por la Dermatologic Surgery, hechos a el árnica homeopática oral, árnica tópica o bromelina oral para prevenir o tratar los hematomas e hinchazón producida por un procedimiento quirúrgico, encontró datos insuficientes para respaldar el uso del árnica o bromelina en estos casos (1). 

Un estudio hecho en el 2016 puso a prueba el efecto de una crema de árnica, una crema de polisulfato de mucopolisacárido o ningún tratamiento a 118 personas que habían sido sometidas a una rinoplastia. El resultado fue que las personas que usaron las cremas llegaron a tener menos hematomas y una menor hinchazón durante las evaluaciones, a comparación con los pacientes que no recibieron ningún tratamiento (2).

Osteoartritis

Una revisión de varias investigaciones que fue publicada en la Cochrane Database of Systematic Reviews, en el año 2013, donde los científicos analizaron siete ensayos clínicos que se centraron en el uso de terapias herbales tópicos en personas con osteoartritis. La conclusión final fue que el gel de árnica probablemente ayuda a mejorar los síntomas de manera efectiva, al igual que un medicamento antiinflamatorio no esteroideo (3).

Precauciones con el uso de esta planta

Existen diversas maneras para aprovechar los beneficios del árnica en su amplia variedad de presentaciones. Sin embargo, el árnica no debe ser ingerida sin la supervisión médica respectiva. Esto se debe a que el té de árnica en exceso llega a ser extremadamente tóxica. Llegando a causar náuseas, vómitos, dolor abdominal, mareo, arritmias cardíacas e incluso aborto involuntario.

Los médicos recomiendan no usar los productos provenientes del árnica en la piel rota o durante largos períodos de tiempo debido a que puede causar irritación. Las mujeres que se encuentran embarazadas o en lactancia deben evitar su consumo.

Algunas personas pueden sufrir de reacciones alérgicas al árnica. Si observar alguna reacción adversa debes dejar de usar el árnica y consultar con un medico. Asimismo, personas alérgicas o hipersensibles a plantas que forman parte de la familia Asteraceae deben evitar el uso de esta planta.

Las lociones y cremas de árnica deben provenir de farmacias autorizadas. La utilización de esta planta de forma oral y medicinal debe ser prescrita y analizada por un médico homeópata.

Artículos relacionados

Botón volver arriba
Si desea utilizar la información proporcionada contacte con [email protected]